La suma de detalles genera la excelencia

Ubicada en Mendoza Argentina en una de las mejores regiones vinícolas del mundo, al resguardo de la monumental Cordillera de los Andes y rodeada de 30 hectáreas de malbec se creó nuestra bodega. El esfuerzo y la pasión por crear vinos de alta calidad nos llevó a utilizar las últimas tecnologías para satisfacer a los mercados más exigentes. 

Nuestra calidad proviene de uvas cosechadas en las alturas de los Andes, con variaciones que van desde los 3,600 a 4,300 pies sobre el nivel del mar.

Toda la magia del Valle de Uco en una botella. Disfruta la experiencia.

ENOLOGO

Juan Carlos Chavero

La prensa especializada considera que es uno de los enólogos más destacados de la vitivinicultura argentina. Desde muy niño ha estado relacionado a la vitivinicultura, desde aquellos días en que su padre, Ramón Chavero, le transmitió su pasión por los vinos.

El Terroir que elegimos para edificar nuestra bodega se encuentra en una zona de Mendoza que se destaca por la calidad de su suelo y por una envidiable amplitud térmica, condiciones perfectas para el crecimiento de viñedos premium.

Tampoco hay que olvidarse de los 4.000 metros de altura sobre el nivel del mar, la pureza de su agua y la gran cantidad de días soleados, otros factores claves que se conjugan para brindarle la denominada tipicidad a las uvas que luego se convertirán los característicos vinos de esta Región.

El fundador / Alejandro Ferllen

Es un innovador empresario nacido en Mendoza (Argentina), quien durante más de 20 años ha perseguido el sueño de revivir la tradición familiar de hacer vinos. Aunque esa pasión se originó en Francia, a principios de 1900 se trasladó a Mendoza, un terruño donde el apellido Ferllen echó raíces en la vitivinicultura de la época.